Terapia de Contención y Duelo

Terapia de Contención y Duelo

Maria Dolores Paoli.

Cuando se nos muere o se va alguien querido de nuestro lado, se nos encoge el corazón y una parte de nosotros mismos se congela, se ausenta y, a veces, hasta se pierde en el duelo. No se sabe qué hacer, dónde poner tanto dolor! Sobretodo si esa pérdida es inesperada, donde no ha habido ni un pensamiento de preparación o anticipación de eso que estaba próximo a ocurrir, como es el caso de accidentes, secuestros, inmigraciones, alejamientos súbitos, sin previo aviso.

Cuando se está en ello hay que contactar el dolor, el vacío, la ausencia, pero es tanto el temor a volver a vivir lo acontecido que huimos de lo que sentimos. Para ello, está la maravillosa herramienta de la Terapia de Contención de Duelo que nos lleva, de la mano de una terapeuta experimentada y entrenada, a contactar las fases de su desenlace para vaciar lo inesperado y poderlo sustituir, en otro plano, por un contacto de alma, de espíritu.

El objeto de la Terapia de Contención de Duelo es transformar el dolor en sentimientos de amor para darle a esa persona, que ya no está contigo, un lugar de fuerza, de otra percepción de vida y espacio, en tu corazón. La forma de superar el dolor es meterse en él, narrar y darle secuencia a las emociones que se sintieron una a una, a la negación de lo que sucedió, a la rabia de por qué pasó, a la impotencia de no haberlo podido evitar, a la culpa de responsabilizar por ello a otra persona o culparnos por no haber dicho, hecho, o por no haber podido estar disponible en ese momento o no haberlo podido evitar.

También permite contactar lo que no nos atrevimos, en ese momento, a sentir plenamente porque no sabíamos qué hacer con tanto, sobretodo si el evento final generó o exigió de nosotros que nos mantuviéramos operativos! Por ello, el ir a esas memorias con alguien de tu afecto y confianza, que te contenga y proteja mientras se sienten cada una de esas emociones, que te abrace fuertemente mientras estás sintiendo cada una de ellas, permite llegar a esas heridas y llenarlas con sensaciones y sentimientos nuevos para dar inicio a una recuperación, desde otro espacio.

La Terapia de Duelo permite contactar con la aflicción y activarnos la conciencia de pérdida ya no eres la madre de…, la pareja de…., la hija de…. en este plano de existencia, ya no hay identidad en el rol, se termina esa relación y eso da temor porque se contacta con el vacío que es algo desconocido a lo que muchas veces preferimos cerrarnos, pero la única forma de superarlo y trascenderlo es metiéndonos en él. El contactar con esas dos etapas anteriores permite salirnos del aislamiento tanto emocional como social, para empezar el proceso de cicatrización y recuperación. Esta es la gran bondad de la Terapia de Contención de Duelo, que permite tocar a fondo esas etapas para contactar con el mundo espiritual, obtener recursos para encontrar alivio y continuidad de los afectos y vínculos, desde otro espacio.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *